martes, 22 de febrero de 2011

Sontag y las fotos








“El primer encuentro con el inventario fotográfico del horror extremo es una suerte de revelación, la prototípica revelación moderna: una epifanía negativa. Para mi fueron las fotografías de Bergen Belsen  y Dachau que encontré por casualidad en una librería de Santa Mónica en julio de 1945. Nada de lo que he visto- en fotografías o en la vida real- me afectó, jamás, de un modo tan agudo, profundo, instantáneo. En efecto, me parece posible dividir  mi vida en dos partes,  antes de ver esas fotografías (yo tenía 12 años) y después.” 



Susan Sontag, On Photography (1977)