viernes, 6 de mayo de 2016

En todo, una melodía

chopin photo mi desgracia.jpg



“La música expresa todo aquello que no puede decirse con palabras y no puede quedar en el silencio.” Víctor Hugo



Las cartas. “Mi desgracia”, escribió Chopin. Y fue vals.

Semáforos en rojo  y el vuelo de gorriones entre los autos
dos monedas que apenas caben en una pequeña palma sucia
a cambio de un santo desconocido y una mínima sonrisa

Allí
En los ojos que se cierran rogando  por un mañana donde todo, aún, esté de pie
La calle, la casa, los amigos;
Donde el sol no tenga las ojeras causadas por las bombas

Melodía la que ejecutan las velas desplegadas
y ese cortejo de vientos y delfines
que asisten al funeral de sus fantasías, mar adentro.

También
en las yemas de los dedos sobre la piel desnuda
en el coraje de releer la propia historia
mientras un coro de hojas otoñales
y un grave listado de pasiones en sepia
cantan en mi corazón

en todo existe una melodía…
Sigo buscando.